You are currently viewing Los muertos no mueren Jim Jarmush

Los muertos no mueren Jim Jarmush

“Si algún día los muertos deciden levantarse, recordad esta frase: hay que apuntar a la cabeza.”
“Los muertos no mueren” ( The dead don´t die,2019) de Jim Jarmush 
Bill Murray, Adam Driver, Tilda Swinton, Chloë Sevigny, Tom Waits, Iggy Pop, Danny Glover, Steve Buscemi
Un film de Jim Jarmush siempre es bienvenido , aunque su presentación en Cannes y algunas críticas en contra nos podrían hacer temer lo peor y más si se trata de un film de zombies , género que no me atrae mucho y que sólo recuerdo la excelente “La noche de los muertos vivientes” del gran George A.Romero. Film al que homenajea en varios momentos el director de “Paterson” . Pero uno es fiel a sus cineastas favoritos y debo decir de entrada que no me arrepiento y que para nada estoy con los que piensan que es un film menor y sin sustancia. Todo lo contrario, Jarmusch se rodea de sus amigos y actores habituales y no solo homenajea a Romero, sino hay referencias a sí mismo, a “Psicosis” , a “La guerra de las galaxias ” o incluso el “Nosferatu ” de Murnau.
Sigue los pasos de dos policías de una localidad de Pensilvania (dónde sino, ya que las películas de zombis de Romero están ambientadas en Pensilvania), Ronnie (Adam Driver) y Cliff (Bill Murray). Para ellos todo comienza como un día normal, sin embargo la tragedia pesa sobre ellos y pronto empieza a haber presagios de que algo terrible va a ocurrir. Como podéis imaginar ese ‘algo’ es que los muertos se levantan de sus tumbas y empiezan a cargarse a todo ser humano que encuentran a su paso. Se trata de zombis clásicos, eso sí, de los que se mueven despacio, tienen poco raciocinio y son muy consumistas .Recuerdan sus mayores obsesiones humanas. Están los adictos al café, los que no se separan del móvil, etc… Aquí la crítica a la sociedad actual que era originalmente el concepto de los zombis de Romero está más presente y de una forma más clara que nunca. Todo regado con la canción que da título al film, “The dead don’t die” de Sturgill Simpson, que se repite en más de media docena de ocasiones.
Hay homenajes a Sam Raimi o Samuel Fuller.
Como suele ocurrir en el universo Jarmusch, los personajes de la función se definen de forma clara : los uniformados policías a los que dan vida Bill Murray y Adam Driver (ambos estupendos) actúan como la potencial pareja protagonista de una buddy movie con más corazón que ingenio ; Tom Waits es un ermitaño con vocación de profeta o de narrador de tragedias griegas; Iggy Pop es un zombi adicto al café; y Tilda Swinton se lleva, como de costumbre, el premio a la más excéntrica en la piel de la encargada de una funeraria con acento escocés y una filia samurái (a la manera del Forrest Whitaker de ‘Ghost Dog, el camino del samurái’, una de la varias autorreferencias que se permite Jarmusch). Esta comparsa de personajes convierte ‘Los muertos no mueren’ en una pintoresca obra coral que va más allá de un film de terror con zombies, es crítico con la sociedad. actual, con Trump, con el mal.uso que hacemos del planeta y es de algún modo apocalíptico. En el fondo todos , no solo los zombies, somos o podemos ser muertos vivientes. Jarmusch consigue trascender la idea del pastiche posmoderno gracias a la dimensión política de una película que hace de la coherencia estética e ideológica su armas más poderosas.
Quizás al gran público no le seduzca tanto como a.los cinéfilos, las muchas citas de cine y más del de terror y su humor junto a su lentitud estudiada y una puesta en escena fiel a los clásicos y al mismo tiempo moderna la hacen para mí, un film notable.

Iggy Pop ,.un zombie adipto al café.
Tilda Swinton , katana en mano , cortando cabezas a mansalva.
Los muertos no mueren
Iggy Pop ,.un zombie adipto al café.
Tilda Swinton , katana en mano , cortando cabezas a mansalva.
Los muertos no mueren
next arrow
previous arrow